jueves, 19 de enero de 2017

Dos bandos de estilo masculino



Los estilos y las modas para caballero hace tiempo que muestran propuestas renovadoras, y al igual que ocurre con el segmento femenino, existe también variedad para los gustos y estilos de vida en el que se mueve el hombre actual. Sin embargo países como el nuestro, siguen siendo conservadores antes esos avances.

En general, y sin referirme en particular a la tendencia en Nicaragua, diferenciamos dos tipos de hombres de acuerdo a su manera de proyectarse. Los primeros prefieren enfocarse en sus prioridades profesionales y tareas según su estilo de vida, y hacer que su vestuario sea más práctico, totalmente funcional casi a modo de uniforme, con colores neutros, mismos estampados y pocas prendas, para no pensar en como combinar todo cada día. Un look más minimalista, atemporal, nada arriesgado, a veces clásico, natural y monótono. Mucho cuidado los que pertenecen a este grupo, ya que muchas veces pueden verse un tanto descuidados y su imagen olvidada en el tiempo. Puedes ser clásico buscando cortes modernos en los trajes y que refresquen el look.

El otro grupo es aquel que se interesa por adquirir herramientas sobre estilo y se maneja como pez en el agua teniendo estilos variados para sus diferentes actividades. Encuentran estilos que le proyectan según lo que se requiere, diferenciando claramente las situaciones informales, casuales y formales. Son más arriesgados, e incluyen la moda de manera inteligente sin llegar a convertirse en víctimas de ésta.

Recordá que todo el tiempo se están enviando mensajes a través del vestuario y cada elemento que lo acompañe, y que éstos deben ser un complemento de tu personalidad. No todos los estilos son acertados en todas las situaciones, de manera que si pretendés ser muy alternativo con el vestuario debés aprender sobre códigos de vestimenta. ¿En cuál grupo crees que te ubicás, y por qué?

Marianela Lacayo



Greenery, el color del año


En Nicaragua arranca el verano, la estación más esperada del año y en términos de moda ya conocemos los colores que veremos en tendencia para este 2017.

Como cada año, la autoridad global del color, el Instituto de Color Pantone, nos sugiere los colores que veremos con mayor frecuencia en el vestuario, accesorios, complementos, e incluso decoración. Estos colores se determinan después de diversos estudios que permiten recabar información para identificar aquellos que pueden aportar positivamente en la psique de la gente. Para 2017 Pantone ha elegido el color Greenery, también conocido como Grass Green, o en español, verde hierba.

El objetivo con la elección de este color es provocar en las personas un sentimiento de paz, tranquilidad, sosiego, y esperanza, refrescar, regenerar, revitalizar y renovar un mundo que vive momentos turbulentos, cambios drásticos en la política y la economía, y que producen en la gente la sensación de estrés, inseguridad, incertidumbre y desorientación.  

El hierba es un  verde cálido, al tener en su composición un mayor porcentaje de amarillo que de azul; también contiene blanco, lo que lo convierte en un verde suave. Por este motivo, las personas más atinadas para llevar este color cerca del rostro son aquellas con tonos de cabello castaños suaves o platinados, con pieles cálidas como las beige, amarillas, bronceadas, vainilla y parecidos.


Si no te luce cerca del rostro porque te dé un reflejo verdoso, pálido o apagado en la piel, llevalo en detalles del estampado, en cualquier prenda de la zona inferior del cuerpo o en complementos alejados del rostros. Combina ideal con colores pasteles, neutros, suaves y claros, con otros cálidos como amarillo, rosas, corales, salmones y con tonos oscuros como el azul, gris y el marrón.

Marianela Lacayo

viernes, 7 de octubre de 2016

Tory Burch ilusiona a sus seguidoras con su colección Spring / Summer 2017


“La Costa Este se mezcla con la Costa Oeste. Para la temporada primavera-verano 2017, partimos en el Este, que abarca desde lo chic hasta lo preppy. A partir de ahí, continuamos hacia las ciudades playeras de espíritu libre de la Costa Oeste. Se trata del contraste: motivos gráficos y estampados mecánicos, cuerdas y trenzados, perlas y macramé, zapatillas y mocasines, piezas estructuradas y de comodidad bohemia. Relajado y sin esfuerzo… el estilo Americano por excelencia”. — Tory Burch.

Es necesario arrancar con esta explicación textual de la diseñadora estadounidense para entender la variedad de estilos que se vieron en la pasarela del Museo Whitney de Nueva York.

Iniciamos con las siluets propuestas, basadas en la sastrería estructurada de cinturas altas, pantalones acampanados estilo marinero y sacos de aspecto masculino, suavizándose a medida que la colección se mueve hacia la Costa Oeste mostrando ya vestidos ligeros, blusas a los hombros y shorts amplios. Faldas largas y voluminosas con dobladillos que llegan hasta el piso son combinadas con crop tops que juegan con la proporción, mientras que túnicas y caftanes completan la colección, poniendo énfasis en un estilo relajado.

En países de clima tropical ya sean secos o húmedos, una propuesta como la última colección primavera-verano 2017, deja ilusión por adquirir prendas que serán atemporales y válidas para todo el año.  Siempre hay una ocasión para vestir en short y blusas en telas frescas, o un vestido versátil que sirve desde para una fiesta u ocasión especial en la playa o para una reunión social donde te puedes presentar con un toque romántico y naif el que puedes contrastar con un calzado moderno y opuesto para darle una esencia personal.

Los estilos bohemios se han apoderado de las tendencias mundiales, por sus ricas, fluidas y cómodas telas, estampados que se llenan de un carácter puro, soñador y etéreo, que gusta tanto a un mercado jóven y al más maduro, al primero por la ilusión de lo nuevo e inocente y al segundo por la nostalgia que evoca.

Sin duda alguna nos regala prendas que se pueden llevar de manera individual y también de forma conjunta y que visten casual e informal, dando un aire armonioso, con orden y siempre vestidor, que deja de lado el estilo natural descuidado y sin gracia.

La paleta de colores utilizada arranca con el rosa orquídea y verde —una combinación clásica de buen gusto—, diversos tonos de azul marino y rojos intensos, que dan paso al naranja y amarillo característicos del Sol, así como a los azules violáceos. Éstos son contrarrestados con ligeros toques de tonos neutrales como blanco, marfil y arena.

Como la mayoría de las prendas elaboradas especialmente para la primavera y para el verano tienen colores tanto cálidos como fríos favoreciendo a tipologías de personas en la línea de las dos familias de colores. Perfectamente combinables como los blazer azul con blanco en combinación con blusa blanca y short tono arena,  o contrastables como al llevar una blusa blanca con estampados azules y sumandole una falda rojo naranja.

A lo largo de toda la colección, Tory Burch muestra un abanico de estampados y patrones que inicia con un gráfico de jardín, líneas de regata y estampados náuticos; posteriormente, sigue con bohemios batiks y un estampado floral. Una impresión de ondas hace una referencia sutil al surf.

En 2017 se seguirán sumando a los armarios estampados florales en donde los jardines orientales se posicionan como los reyes de todas las temporadas, aún así comparte el puesto con los estampados étnicos y este caso Tory Bruch a escogido algunos de los más alegres con su explosión de colores y dibujos como los africanos y también los sofisticados de técnica batiks.

El contraste de las costas utilizado en esta temporada nos lleva a través de una mezcla de telas  —desde yute y algodón, hasta seda shantung y delicada fil coupe– con adornos. Parches, trenzados y detalles con perlas proveen dimensión; mientras que los flecos de macramé y el encaje entrecruzado aportan una vibra relajada y de inconclusión. Hilos metálicos y piedras lunares añaden reflejo y brillo.

El estilo relajado y fácil se extiende a los accesorios, desde zapatos tipo mules y mocasines, hasta sandalias con perlas y tenis con volantes de la línea Tory Sport. Un bolso convertible con asas de madera da una apariencia nostálgica; mientras que la joyería está inspirada en el mar, incluyendo collares y brazaletes de peces articulados, además de dijes de conchas de cauri.

Es esta una de mis colecciones favoritas para el 2017, por su componente clásico, romántico y perfectamente adaptable para combinar con modas menos atemporales. 


Marianela Lacayo











































domingo, 18 de septiembre de 2016

¡Celebramos los 250,000 visitantes al blog!


Limpieza profunda del closet



Un closet desordenado es nuestro peor enemigo a la hora de escoger nuestros atuendos o a la hora de enfrentarnos a una profunda limpieza del mismo.

Para siempre acertar con nuestra imagen es fundamental conocer a fondo nuestras prendas y sus posibles combinaciones. Para lograr esto deberemos hacer un gran esfuerzo de voluntad y deshacernos de todo aquello que ya no deben estar en el closet.

Cada vez existen más asesores que organizan tu closet, evitándote el mal trago de escoger aquellas prendas que deberás eliminar porque ya no se encuentran en buen estado. La acumulación es uno de los vicios del consumismo extremo y, por nuestro bien y el de nuestro bolsillo, debemos erradicarlo.

Arranquemos con una recomendación sencilla y es conservar sólo las cosas que nos hagan felices. Ubicate frente a tu ropa y deshacete de todo lo que no te provoque alegría de un solo golpe. No hay peor error que ir desprendiéndonos de las cosas poco a poco. Es posible que una lista te ayude en esta labor, indicando en qué tipo de actividades ocupás más tiempo e identificando si contás con la ropa indicada para cada caso: Trabajo, deporte, salidas nocturnas, excursiones, voluntariado...

Se acercan fechas donde tendemos a abusar de las compras y es fundamental que antes de adquirir nuevos artículos, desechés todo lo que realmente no necesités. Recordá donar y regalar antes de botar, pues seguro hay gente que puede sacar partido de esas prendas que ya no te quedan o no te gustan. De todos modos mi recomendación es que moderés tu consumismo y comprés estrictamente lo necesario y además sólo aquellos artículos que realmente te hagan feliz. Si aplicás esta filosofía verás como, mes a mes, contarás con más presupuesto para ahorrar o invertir en otros proyectos.


Una vez diste este primer paso, empezá a ordenar tus prendas por actividad y colores. Próximamente te explicaré como.